CÓLICOS EN BEBÉS

colicos bebes

CÓLICOS EN BEBÉS

Os queremos hablar  de algo que causa mucha preocupación entre los padres de bebés, el “cólico del lactante”, pero…
¿Sabemos qué es? Aquí os lo explicamos y damos algunas claves 👇:
M.A. Wessel, pediatra estadounidense, lo describió en 1954 como un “llanto excesivo intenso e inconsolable, con una duración mínima de 3 horas al día, mínimo 3 días a la semana, durante al menos 3 semanas”.
Pero, ¿qué puede provocar en el bebé ese “llanto inconsolable”?
🔸 Que tenga hambre.
🔸 Que tenga sueño.
🔸 Que tenga falta de contacto.
🔸 Sensación de abandono.
🔸 Situación de estrés.
🔸 Falta de movimiento.
🔸 Temperatura.
🔸 Tensión en algún tejido que le produce dolor: tortícolis. congénita, por ejemplo.
🔸 Gases en la tripa.
🔸 Otras causas.
Como veis, existen muchas causas que pueden provocar el llanto de un bebé y no son siempre los “cólicos”.
Actualmente, la etiología del cólico del lactante es desconocida.
Existen varios factores que se han propuesto que favorecerían la aparición de cólico del lactante, pero con escasas pruebas de su validez. Estos factores pueden dividirse en tres grandes grupos:
🔹 Gastrointestinales: alergias o intolerancias a la proteína de la leche de vaca, inmadurez intestinal, motilidad intestinal, microflora fecal.
🔹 Biológicos: técnicas de alimentación, alteraciones en el agarre del bebe al pecho y en la succión con entrada de aire en la deglución, tensiones craneales debido a la posición fetal durante el embarazo o un parto dificultoso.
🔹 Psicosociales: estrés familiar, depresión postparto…
Los cólicos del lactante son una patología muy frecuente cuya etiología no está aclarada. Aunque se ha relacionado con el aparato digestivo no se ha podido demostrar. En los últimos años numerosos estudios se han centrado en su relación con la microbiota intestinal, la inflamación y el eje intestino-cerebro.
Al menos una docena de estudios de casos y controles han indicado diferencias en la microbiota intestinal entre los bebés con y sin cólicos. Los niños con cólicos tendrían menos Lactobacilus, o al menos diferentes patrones, y más gérmenes Gram (-) como E. Coli. En otros estudios los Bifidobacterium se han descrito como protectores contra el llanto, y el Helicobacter pylori y Clostridium difficile se han encontrado en proporciones más altas en niños con cólico.
Hasta la fecha, a pesar de los múltiples estudios en busca de su etiología y tratamiento, no existe claridad al respecto, la etiología no es la misma en todos los casos.
En Vitalia, con el TRATAMIENTO MEDIANTE FISIOTERAPIA Y OSTEOPATÍA de este llanto inconsolable, buscamos las diferentes alternativas de tratamiento según el factor desencadenante (en cada bebé será diferente la causa de su llanto), con una exploración manual del aparato digestivo, diafragma, cráneo, columna, postura, neurodesarrollo… adaptándonos a cada bebé de forma diferente, ofreciendo pautas y consejos a las familias que contribuyan a mejorar el estado del bebé.
Pide más información sobre nuestros tratamientos de pediatría llamando al 974 360 709 ☎️ o escríbenos a info@vitaliasalud.es